Derecho Civil

Derechos Reales

Posesión

PosesiónLa posesión es una situación de hecho, consistente en estar, el poseedor, en contacto físico con el bien. Implica tener alguno de los atributos de la propiedad (usar, disfrutar, disponer). Dicho contacto es denominado corpus. Además del corpus, también se requiere el animus (intención de relacionarme con la cosa) para que se configure la posesión. Esto no necesariamente significa querer apropiarse de algo, sino simplemente ejercer el uso, disfrute, etc.

La posesión supone un control sobre el bien poseído, incluso cuando no hay contacto físico con la cosa. De este modo se mantiene el corpus, y por tanto la posesión sobre un bien. Por ejemplo, un sujeto que tiene una casa de playa a la que acude únicamente en verano, mantiene la posesión del bien incluso durante las otras estaciones, en la medida que mantenga el control sobre dicho bien (mediante acciones posesorias, como contratar un guardián, personal de mantenimiento, etc).

La posesión puede configurarse para un determinado sujeto incluso en contra de la voluntad del verdadero propietario. La posesión no necesariamente tiene que ser legítima; únicamente deben ser de facto. Así, la posesión sirve para configurar la presunción de propiedad; es decir, aquel que es poseedor de un bien, se presume propietario de este.

Tipos de posesión

Existen distintas clasificaciones de la posesión.

  • Por el contacto
    • Posesión plena: Es aquella que se ejerce de manera exclusiva, ningún otro sujeto tiene posesión de algún tipo sobre el bien. Por ejemplo, un sujeto que es propietario del bien, ningún otro sujeto tiene algún derecho real sobre este, y este tiene propietario también tiene la posesión del bien. Esta situación es de posesión plena.
    • Posesión inmediata: Es la posesión que ejerce un sujeto que no tiene la posesión plena del bien, debido a que otro sujeto tiene un título posesorio mayor. Este sujeto es el poseedor mediato. Por ejemplo, A entrega en arrendamiento su casa a B. A es poseedor mediato de la casa respecto de B, y B es poseedor inmediato de la casa respecto de A.
    • Posesión mediata: Es la posesión en la que no existe un contacto material con la cosa, dado que existe un poseedor inmediato que sí tiene tal contacto. Sin embargo, el poseedor mediato sí mantiene control sobre el bien.
  • Por el título
    • Legítima: Es la posesión que se ejerce por aquel sujeto que posee un título válido que legitima su posesión. Por ejemplo, un arrendatario que posee de manera inmediata un inmueble en virtud de un contrato de arrendamiento válido, suscrito por el verdadero propietario del bien entregado en arrendamiento.
    • Ilegítima: Es aquella que se ejerce con un título inválido o ineficaz, o sin título. Por ejemplo, el arrendatario que contrata el arrendamiento con un sujeto que no tiene la propiedad sobre el inmueble. También, el sujeto que posee un automóvil sin tener título de propiedad o derecho real sobre este.
      • De buena fe: El poseedor ilegítimo de buena fe ejerce la posesión sin título válido pero bajo la creencia de que sí tiene título válido.
      • De mala fe: El poseedor ilegítimo de mala fe ejerce la posesión sabiendo que no tiene ningún título válido que lo legitime como poseedor.
 

Otros artículos

Actualización Derecho Admnistrativo

Actualizado el 30 de junio de 2018

La motivación del acto administrativo (o de la actuación de la Administración Pública) es una exigencia de hacer públicas las razones de hecho y de derecho que fundamentan un acto administrativo. Sirve de garantía para el ciudadano frente a la Administración Pública y facilita el control judicial del acto administrativo. [Leer más]

Actualización Derechos Reales

Actualizado el 30 de junio de 2018

El usufructo es el derecho sobre cosa ajena para usar y disfrutar sin alterar la sustancia de la cosa. Se asemeja al derecho de propiedad, con la diferencia de que el usufructo es temporal y por tanto, el usufructuario no tiene poder de disposición sobre el bien. [Leer más]

Actualización Acto y Negocio Jurídico

Actualizado el 30 de junio de 2018

La causa es la razón económica-jurídica del acto en el sentido de fin típico por el cual el negocio recibe la tutela legal, y sirve para limitar la autonomía de la voluntad; así, su función es la de encauzar y vigilar el ejercicio de la autonomía de la voluntad.[Leer más]

Actualización Teoría General del Derecho

Actualizado el 30 de junio de 2018

La integración jurídica es utilizada cuando no hay un norma aplicable a un caso específico, y se requiere generar una respuesta jurídica. Se "crea una norma" para el caso, se produce normatividad mediante aplicación del Derecho y no de sus fuentes. [Leer más]

Actualización Procesal Civil

Actualizado el 30 de junio de 2018

El objetivo principal de las medidas cautelares es asegurar la eficacia de la decisión final (sentencia de cosa juzgada). En tanto dure el proceso, se toma una medida provisional (provisional porque su vigencia está sujeta hasta cuando termine el proceso). [Leer más]

Actualización Contratos

Actualizado el 30 de junio de 2018

La oferta es una declaración de voluntad unilateral; una declaración negocial. Dirigida a un determinado destinatario a quien se otorga la posibilidad de celebrar un determinado contrato en términos tales que, para que quede celebrado el contrato, es suficiente la simple aceptación de dicho destinatario. [Leer más]

Actualización Procesos Constitucionales

Actualizado el 30 de junio de 2018

La finalidad del proceso de amparo es la de proteger derechos fundamentales, distintos a la libertad y los derechos tutelados por el proceso de habeas data. Es un proceso en teoría más rápido, en el que se puede conseguir medidas cautelares. [Leer más]

Actualización Obligaciones

Actualizado el 30 de junio de 2018

El cumplimiento es el modo natural de extinción de la relación obligatoria. Existen otros modos de extinción de la relación obligatorio: por ejemplo, en el caso de los bienes infungibles, cuando son objeto de una prestación que se vuelve imposible. [Leer más]

Actualización Derecho Penal

Actualizado el 30 de junio de 2018

La culpabilidad es el tercer elemento del delito, donde se imputa la responsabilidad por la realización de un injusto (conducta típica y antijurídica). El fundamento de la imputación radica en la infidelidad del autor frente al derecho.[Leer más]